fbpx

SALSA DE GUINDAS

Esta receta surge de aprovechar una caja de 2 kg de guindas que tenía que gastar antes de que se estropearan.

Puede tener muchísimos uso: para acompañar cualquier dulce: bizcochos, helados, cremas, etc o para calar bizcochos.

En las carreras diarias que todos vivimos me pongo a planificar mi día y cuando voy a hacer la receta ¡no tengo peso! Lo había prestado y aún no había vuelto….

Bueno decido solucionarlo haciendo una especie de proporciones inventadas con las miras puestas a lo que quería conseguir: era una mermelada pero más líquida tipo salsa.

Como ya os comenté no tenía peso y decidí coger un vaso para medir las proporciones. Podéis usar de unidad de medida el recipiente que queráis.

 

Ingredientes:

– 1 medida y media de azúcar,

– 1 medida de agua,

– 1 medida de guindas deshuesadas,

– el zumo de medio limón (opcional).

 

Preparación:

Deshuesar las guindas y reservar.

Mientras las deshuesamos ponemos el agua y el azúcar a hervir. Cuando empiece a hervir se añaden las guindas deshuesadas y se dejan por espacio de unos 5-7 minutos.

Batir las guindas con el almíbar y si queréis que os quede más fina aun, como una salsa comercial, pasadla por un chino o colador. Esto último no es necesario, salvo que te guste totalmente fina.

Dejar enfriar y ¡ listo !

Se conserva por bastante tiempo gracias al azúcar que actúa de conservante natural, pero consumirla lo antes posible es lo ideal.

Besitos.

image_pdfimage_print

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.